El Derecho consuetudinario, ventajas y ejemplos.

¿Qué es el derecho consuetudinario?

El derecho consuetudinario es el derecho no oficial en definitiva. Son las costumbres (normas de comunidad) de un lugar o lugar en particular establecidas desde hace mucho tiempo las que la ley general considera una práctica legal.

grupo de personas hablando de sus costumbres y cosas que hacen hace mucho tiempo que representa el derecho consuetudinario

Es el sistema legal más antiguo. A medida que se desarrollaba la actividad legislativa del estado, el papel y la extensión del derecho consuetudinario disminuían. Sin embargo, el derecho consuetudinario sigue existiendo junto con el derecho escrito como una fuente complementaria de orden legal

Hubo un tiempo en que el derecho consuetudinario tenía una influencia en la codificación del derecho. El derecho consuetudinario, que originalmente se basaba en el derecho consuetudinario tal como se formuló en los pronunciamientos judiciales, es el derecho del país solo en los países que tienen el derecho inglés.

La ley puede imponerse desde arriba por alguna autoridad coercitiva, como un rey, una legislatura o una corte suprema, o la ley puede desarrollarse “desde el suelo” a medida que evolucionan las costumbres y la práctica.

Si esta es impuesta desde arriba – la ley autoritaria – típica-mente requiere el apoyo de una poderosa minoría; en cambio si es desarrollada desde abajo hacia arriba, la ley consuetudinaria, requiere una amplia aceptación.

Como parte de la cultura nacional, el derecho consuetudinario está impregnado de las creencias y actitudes de un pueblo determinado y es el producto de la ética popular de la justicia.

Ejemplos

  • la llamada “Ley de las Naciones” es una ley consuetudinaria. Viene de los intercambios habituales entre las naciones a lo largo del tiempo, y esos intercambios habituales pueden basarse en relaciones históricas, diplomacia o conflicto. Por lo tanto, el derecho internacional consuetudinario es diferente del “derecho de los tratados internacionales” (que son acuerdos o tratados actuales entre naciones).

 

  •  La ley común inglesa reconoce el “uso prolongado”. El principio general de la ley de propiedad inglesa es que si se ha hecho algo durante mucho tiempo sin objeción, la ley eventualmente reconocerá este hecho (‘establecido en ley’, por así decirlo). Por lo tanto, una persona que ocupe tierras sin título puede seguir haciéndolo con un derecho legal si no hubiera habido ninguna objeción a que ocupara esa tierra.

 

  • la ley india reconoce que muchas costumbres sociales de la India son válidas, como las diversas formas de la ceremonia de matrimonio hindú.

 

  •  En Hong Kong, la ley reconoce cualquier boda tradicional china (realizada bajo un matrimonio legalmente válido).

Ventajas del derecho consuetudinario:

Celeridad procesal:

Se eliminan todos aquellos requisitos y formalidades que son escollo en el derecho oficial. Las conciliaciones se agotan en una audiencia si mucho dos.

Economía:

El uso de citaciones orales en la propia comunidad y el trabajo ad honorem del conciliador, ahorran cantidades significativas de dinero.

Se neutraliza el factor idiomático:

En las conciliaciones se usa el idioma propio de los interesados y se evita con ellos los problemas de comunicación de la barrera idiomática, evitándose el riesgo de una interpretación deformada.

Mayor equidad:

Se evita el racismo y el egocentrismo, por lo tanto sus resoluciones pueden dejar de establecer el concepto de equidad más acorde a la etnia a la que pertenecen los afectados evitando cualquier tipo de prejuicio dentro del mismo.

Conclusión

Por otro lado protección efectiva de los conocimientos tradicionales no puede asegurarse únicamente a escala internacional.

El empeño de los encargados de adoptar decisiones en el plano nacional por fomentar dicha protección en el plano internacional debe traducirse en la adopción de las leyes y políticas nacionales de conocimientos tradicionales pertinentes.

En más de un Estado, las leyes y políticas regionales tendrán importancia para la protección de los derechos sobre los conocimientos tradicionales compartidos que poseen los pueblos indígenas y las comunidades locales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *